Federico Jiménez Losantos

Intelectuales Segunda República

Víctor LLano

La Navaja de Ockham

Servicios

Noticas en directo

Se multiplican los testigos protegidos y los confidentes

España Liberal, 2005-04-23

Según el sumario del 11-M:

- el 22 de abril de 2004 uno de los muchos testigos protegidos aseguró al juez Del Olmo que tres meses antes de los atentados había advertido a un policía de que unos marroquíes que traficaban con droga “iban a poner bombas en los trenes”.

- Jaouad el Bouzrouti, uno de los también muchos imputados, declaró en la Audiencia Nacional que pocas horas después de la matanza la policía estuvo en su casa para preguntarle por Allekema Lamari, el terrorista argelino que el 3 de abril dicen que “suicidó” en un piso de Leganés.

- Otro imputado, Lofti Sbai, acusó a Zouhier, destacado confidente de la Guardia Civil, de intentar ocultar su participación en el atentado.

- Una joven reconoció “sin ningún género de dudas” a Basel Ghalyoun como el hombre que cogió el mismo tren que ella en la estación de Alcalá de Henares y dejó una bolsa bajo el asiento. Se fijó en él porque le pareció “guapo”.

- Otro testigo asegura que vio a Jamal Zougam hacer un “viaje de prueba” en un tren con destino a la Estación de Atocha el 27 de febrero de 2004, doce días antes de la masacre de Madrid. Tres nuevos testigos protegidos declararon que vieron al marroquí colocar, no ya una, dos mochilas bomba en dos vagones del mismo convoy de los cuatro que volaron los que los que asesinaron a 191 inocentes. La policía encontró sus huellas en la covacha de Morata de Tajuña donde supuestamente se ensamblaron las bombas.

- Según la policía, la mochila bomba que no estalló y que se encontró horas más tarde en la Comisaría de Vallecas, gracias a la cual se localizó a Zougam pocas horas antes de las elecciones, no estalló no por un fallo técnico, sino por pura casualidad. La centralita dirigió la llamada a otro teléfono que también se encontraba en la zona.

- Según la Cadena Ser, el juez Del Olmo considera que el 11-M fue “una reacción a la posición” de España en Irak.

-El Gobierno advierte a la Comisión del 11-M de que ha de pedir al juez de Vigilancia Penitenciaria la grabación en donde se recoge la conversación que mantuvo Fernando Huarte con Benesmail, supuesto lugarteniente de Lamari, en la cárcel de Villabona.

- El portavoz de ERC en la comisión de investigación sobre los atentados del 11-M, Joan Puig, insinuó hoy que el Gobierno puede “esconder" algo por haber "filtrado” a la prensa la conversación grabada que mantuvieron en la cárcel el militante socialista Fernando Huarte y el preso argelino Abdelkrim Bensmail y, sin embargo, negarse ahora a enviarla a la comisión.

Pues muy bien. Cada día que pasa nos enteremos de que son más los confites que aseguran haber avisado a la policía de que se preparaba una terrible matanza. De ser cierto, jamás entenderemos por qué no se evitó. No obstante -y al menos hasta que pueda leer el próximo artículo de Fernando Múgica- yo mantengo mis preguntas: ¿qué explosivo sirvió para volar los trenes? ¿Quién lo colocó? Y sobre todo, ¿por qué ni huyó ni se escondió Jamal Zougam? ¿Por qué no explotó la mochila que sirvió para detenerlo tan a tiempo?

Encuesta


©